Codigo elemento de la comunicacion

4 elementos de la comunicación

Conocimiento – Comunicar también significa que la persona debe tener conocimientos sobre el tema o la materia. Por ejemplo, un profesor debe conocer en detalle la materia que enseña para poder comunicarse adecuadamente y que los alumnos la entiendan.
Contenido – El cuerpo de un mensaje, desde el principio hasta el final, comprende su contenido. Por ejemplo, lo que el profesor enseña en clase, desde el principio hasta el final, es el contenido del mensaje.
Código- El código del mensaje se refiere al medio a través del cual se envía y en qué forma. Puede ser, por ejemplo, el lenguaje, el lenguaje corporal, los gestos, la música, etc. Incluso la cultura es un código. A través de él, las personas dan y reciben mensajes y se produce la comunicación.
El olfato: El olor también puede ser un canal para comunicarse. Por ejemplo, los perfumes, la comida, las fragancias, etc. El olor a quemado comunica que algo se está quemando. La gente puede deducir qué comida se está cocinando por su olor, etc.
El modelo de Berlo considera que para que la comunicación sea eficaz, la fuente y el receptor deben estar al mismo nivel. Sólo entonces la comunicación se producirá o tendrá lugar correctamente. Por lo tanto, la fuente y el receptor deben ser similares.

Tipos de códigos de comunicación

En resumen, la comunicación está relacionada con el contexto. El contexto está determinado por el país y la cultura en general y por la mentalidad y la actitud del individuo en particular. El entorno y los estímulos, externos o internos, determinan el proceso real de comunicación.
El mensaje es la idea central que el emisor quiere comunicar. El emisor debe decidir cuidadosamente el mensaje preciso que quiere comunicar y su propósito. Debe tener en cuenta el contexto de su comunicación y la actitud del receptor. En función de estos factores, el emisor debe elegir el código y el medio para transmitirlo. El receptor debe estar familiarizado con el código y ser competente para acceder al medio de transmisión. El remitente no puede enviar un mensaje por correo electrónico a un receptor que no tenga conocimientos de informática ni puede escribir una carta a un analfabeto. La elección del medio también depende de la urgencia del mensaje. Si el remitente quiere una respuesta urgente, debe elegir el medio oral. No puede permitirse el lujo de escribir largos memorandos o cartas a un trabajador en la planta. En cambio, una reunión cara a cara con instrucciones breves producirá los resultados deseados.

Ejemplos de códigos de comunicación

Siempre que has mantenido una conversación, enviado un mensaje de texto a un amigo o hecho una presentación de negocios, has entablado una comunicación. Cada vez que dos o más personas se reúnen para intercambiar mensajes, están participando en este proceso básico. Aunque parece simple, la comunicación es en realidad bastante compleja y tiene varios componentes.
El término proceso de comunicación se refiere al intercambio de información (un mensaje) entre dos o más personas. Para que la comunicación tenga éxito, ambas partes deben ser capaces de intercambiar información y entenderse. Si el flujo de información se bloquea por alguna razón o las partes no pueden hacerse entender, la comunicación fracasa.
El proceso de comunicación comienza con el emisor, que también se llama comunicador o fuente. El emisor tiene algún tipo de información – una orden, una petición, una pregunta o una idea – que quiere presentar a los demás. Para que ese mensaje sea recibido, el emisor debe primero codificar el mensaje en una forma que pueda ser entendida, como por ejemplo mediante el uso de un lenguaje común o una jerga industrial, y luego transmitirlo.

Códigos de comunicación verbal

La comunicación entre los miembros de una pareja suele citarse como el principal reto al que se enfrentan en su relación y, a menudo, la principal razón por la que las parejas acuden al asesoramiento.    Entonces, si la comunicación es tan difícil, ¿por qué molestarse en ella?    La respuesta puede estar en el propósito de la comunicación en las relaciones íntimas: ser conocido y conocer a otra persona a un nivel más profundo.    También puede verse como una forma de coordinar nuestras vidas con el otro para crear algún tipo de ritmo.    La comunicación en las relaciones románticas implica el intercambio de necesidades, deseos, hechos e ideas entre dos personas que pueden tener posiciones diferentes para lograr un entendimiento mutuo.    Si no fuera por la comunicación, ¿cómo sabríamos fácilmente que nuestra pareja no prefiere los animales domésticos o que tiene una necesidad legítima de estar sola para reponer energías?
Entender cuáles son los diferentes elementos de la comunicación puede ayudarnos a averiguar dónde se producen exactamente las averías en el proceso para poder mejorar esas áreas.    Hay siete elementos críticos en el proceso de comunicación: (1) el emisor (2) el mensaje (3) la codificación (4) el canal de comunicación (5) el receptor (6) la descodificación y (7) la retroalimentación. Desgranemos cada uno de estos elementos y veamos si hay algo que nosotros mismos podamos hacer para mejorar nuestra comunicación con nuestra pareja.